Opinión

El gráfico semanal: El S&P refleja una bolsa llena de dudas

Renta 4 Banco

Renta 4 Banco

Renta 4



Si la semana pasada fue Alphabet la tecnológica que rescató al S&P conduciéndole hacia una subida semanal que rompía la racha de tres semanas consecutivas a la baja, esta semana han sido Apple y, en menor medida, Amazon, las encargadas de mantener al S&P en positivo, aunque a duras penas ya que el principal índice bursátil del mundo tan solo ha logrado avanzar un modesto 0,55% en la semana, frente a, por ejemplo, la subida del 1,26% del Nasdaq. 

El gráfico de la evolución del S&P esta última semana que adjuntamos, es la imagen viva de la desorientación, del desconcierto. En él podemos observar cómo el S&P comenzó la semana el lunes con una muy ligera subida, manteniendo la inercia de la magnífica sesión del viernes 26 de abril, sesión que había sido impulsada precisamente por los resultados y las proyecciones de Alphabet. Pero esa subida se convirtió en una bajada en toda regla el martes, tras algunos datos del departamento de Trabajo americano que indicaban posibles presiones al alza en los costes laborales. 

La ayuda de Amazon, primero, y de Apple, después, llegaron en el momento preciso, el martes por la noche la de Amazon y el jueves por la noche la de Apple, y dieron la fuerza suficiente a los inversores como para mantener al S&P alejado de cualquier intento de corrección seria. 

Pero en medio de ambos anuncios, el de Amazon y el de Apple, las Bolsas tuvieron que lidiar el miércoles con la reunión de la Fed y, sobre todo, con el comunicado y con los mensajes de la Fed y de su presidente Jerome Powell, unos mensajes que provocaron en las Bolsas el curioso movimiento que se aprecia justo en la parte central del Gráfico. 

Al decir Powell que la Fed no iba a subir los tipos de interés, el S&P se disparó al alza más de un 1% en breves minutos, pero luego, al percatarse los inversores de que Powell había guardado un astuto silencio sobre si los iba o no a bajar, el S&P se dio la vuelta y perdió en media hora todo lo ganado cerrando la sesión en negativo. 

Afortunadamente Apple, con sus buenos resultados y, sobre todo, con su anuncio de recompra de acciones (buy back), nada más y nada menos que por 110 mil millones de dólares, volvió a encender los "espíritus animales" de los inversores, a lo que ayudó también el informe de empleo de abril de la economía norteamericana, que mostró cierta debilidad, lo que hace pensar que la Fed podría bajar los tipos antes de lo esperado. Pero Apple no tiene la fuerza que tenía y, aunque subió un 6% el viernes y un 8,3% en la semana, sigue cayendo un 4,75% desde el uno de enero. Tiene que haber, por tanto, mayor participación de mercado. 

En definitiva, la cuestión que planteábamos la semana pasada, a saber, si esta vuelta de las tecnológicas va en serio y va a dar lugar a un nuevo mercado alcista o si es solo un rebote técnico sin mayor importancia, sigue abierta, y la respuesta deberá esperar a los resultados de Nvidia, Palo Alto, Analog Devices y algunas otras relevantes compañías tecnológicas.


Departamento de Contenidos y Mercados de Renta 4
Tel: 91 398 48 05 Email: online@renta4.es


El presente artículo de opinión no presta asesoramiento financiero personalizado. Ha sido elaborado con independencia de las circunstancias y objetivos financieros particulares de las personas que lo reciben. El inversor que tenga acceso al presente artículo de opinión debe ser consciente de que los valores, instrumentos o inversiones a que el mismo se refiere pueden no ser adecuados para sus objetivos específicos de inversión, su posición financiera o su perfil de riesgo ya que éstos no han sido tomados en cuenta para la elaboración del presente artículo de opinión, por lo que debe adoptar sus propias decisiones de inversión teniendo en cuenta dichas circunstancias y procurándose el asesoramiento específico y especializado que pueda ser necesario.

El contenido del presente documento así como los datos, opiniones, estimaciones, previsiones y recomendaciones contenidas en el mismo, han sido elaborados por el autor / es con la finalidad de proporcionar a sus clientes información general a la fecha de emisión del artículo de opinión y está sujeto a cambios sin previo aviso. Este documento está basado en informaciones de carácter público y en fuentes que se consideran fiables, pero dichas informaciones no han sido objeto de verificación independiente por cualquiera de las entidades del Grupo Renta 4 por lo que no se ofrece ninguna garantía, expresa o implícita en cuanto a su precisión, integridad o corrección.

El Grupo Renta 4 no asume compromiso alguno de comunicar dichos cambios ni de actualizar el contenido del presente documento. Ni el presente documento ni su contenido constituyen una oferta, invitación o solicitud de compra o suscripción de valores o de otros instrumentos o de realización o cancelación de inversiones, ni puede servir de base a ningún contrato, compromiso o decisión de ningún tipo.

El Grupo Renta 4 no asume responsabilidad alguna por cualquier pérdida directa o indirecta que pudiera resultar del uso de este documento o de su contenido. El inversor tiene que tener en cuenta que la evolución pasada de los valores o instrumentos o resultados históricos de las inversiones, no garantizan la evolución o resultados futuros.

El precio de los valores o instrumentos o los resultados de las inversiones pueden fluctuar en contra del interés del inversor incluso suponerle la pérdida de la inversión inicial. Las transacciones en futuros, opciones y valores o instrumentos de alta rentabilidad (high yield securities) pueden implicar grandes riesgos y no son adecuados para todos los inversores. De hecho, en ciertas inversiones, las pérdidas pueden ser superiores a la inversión inicial, siendo necesario en estos casos hacer aportaciones adicionales para cubrir la totalidad de dichas pérdidas.

Por ello, con carácter previo a realizar transacciones en estos instrumentos, los inversores deben ser conscientes de su funcionamiento, de los derechos, obligaciones y riesgos que incorporan, así como los propios de los valores subyacentes de los mismos. Podría no existir mercado secundario para dichos instrumentos.

Cualquier entidad integrante del Grupo Renta 4 o cualquiera de las IICs o FP gestionados por sus Gestoras, así como sus respectivos directores o empleados, pueden tener una posición en cualquiera de los valores o instrumentos a los que se refiere el presente documento, directa o indirectamente, o en cualesquiera otros relacionados con los mismos; pueden negociar con dichos valores o instrumentos, por cuenta propia o ajena, proporcionar servicios de asesoramiento u otros servicios al emisor de dichos valores o instrumentos, a empresas relacionadas con los mismos o a sus accionistas, directivos o empleados y pueden tener intereses o llevar a cabo cualesquiera transacciones en dichos valores o instrumentos o inversiones relacionadas con los mismos, con carácter previo o posterior a la publicación del presente artículo de opinión, en la medida permitida por la ley aplicable.

El Grupo Renta 4 tiene implementadas barreras de información y cuenta con un Reglamento Interno de Conducta de obligado cumplimiento para todos sus empleados y consejeros para evitar o gestionar cualquier conflicto de interés que pueda aflorar en el desarrollo de sus actividades.

Los empleados de cualquiera de las entidades del Grupo Renta 4 puede proporcionar comentarios de mercado, verbalmente o por escrito, o estrategias de inversión a los clientes que reflejen opciones contrarias a las expresadas en el presente documento.

Ninguna parte de este documento puede ser: (1) copiada, fotocopiada o duplicada en ningún modo, forma o medio (2) redistribuida o (3) citada, sin permiso previo por escrito de Renta 4. Ninguna parte de este artículo de opinión podrá reproducirse, llevarse o transmitirse a aquellos países (o personas o entidades de los mismos) en los que su distribución pudiera estar prohibida por la normativa aplicable. El incumplimiento de estas restricciones podrá constituir infracción de la legislación de la jurisdicción relevante.

El sistema retributivo del autor/es del presente artículo de opinión no está basado en el resultado de ninguna transacción específica de banca de inversiones.