El gráfico semanal: El Tesoro americano a 30 años por debajo del 2%

RENTA 4 BANCO
02 septiembre 2019
A-A+



Img01

Las Bolsas europeas, a las que dedicábamos nuestro último gráfico semanal, han cerrado agosto con pérdidas moderadas, del 1% en su índice Eurostoxx 50, frente a unas caídas mensuales bastante superiores de los índices americanos (-2,8% en el mes para el S&P) , que partían de unos niveles a fin de julio realmente muy elevados. Seguiríamos apostando diferencialmente en favor de los valores europeos de calidad, muchos de ellos representados en el Eurostoxx.

En parte esa apuesta diferencial en favor de Europa tiene que ver con la impresión de que la corrección en los índices americanos no refleja, probablemente, el entorno de menor crecimiento hacia el que se dirige su economía, ni los riesgos derivados de unas políticas como las puestas en marcha por el actual presidente Trump, que aun respondiendo a problemas que había que abordar, van en una dirección muy discutible, como muestra la evolución de la guerra arancelaria con China.

Los bonos americanos han ido reflejando esos temores de menor crecimiento a lo largo del mes de agosto, hasta llegar el bono del Tesoro a 30 años a cotizar por debajo del 2%, algo nunca antes visto, tras una caída espectacular en agosto desde los niveles de fin de julio, que se situaban en el entorno del 2,5%. En concreto al cierre del pasado viernes el tipo del Bono a 30 años era del 1,963%.

El gráfico adjunto muestra el espectacular ascenso de la cotización del bono americano a 30 años en agosto, y en consecuencia la espectacular caída de su tipo de interés. Curiosamente al cierre del pasado viernes las letras del Tesoro a un mes y a tres meses del Gobierno americano pagaban mas tipo de interés que el bono a treinta años, en concreto un 2,093% y el 1,989% frente al ya mencionado 1,963%. La vez anterior que se produjo esta situación fue en 2007, a las puertas de la crisis financiera global.

Podríamos pensar que los inversores simplemente están apostando a que la Fed va a bajar agresivamente los tipos, y es verdad que eso está sucediendo, ya que el mercado apuesta al cien por cien por una nueva bajada de tipos de la Fed en su próxima reunión del 17 y 18 de abril. Pero hay algo más, y ese algo más es que, más allá de que la Fed baje varias veces los tipos, que lo hará con casi total seguridad, lo que reflejan los bonos a 30 años americanos es una tremenda desconfianza hacia la capacidad de crecimiento de la economía americana no ya en los próximos años sino en las próximas décadas.

Hay, por tanto, una disociación entre las Bolsas americanas, que pese a haber caído en agosto siguen muy cerca de sus máximos históricos de todos los tiempos, descontando una economía en crecimiento, y los bonos, que anticipan una economía casi congelada.

Tal y como decíamos en nuestro Gráfico del pasado 5 de agosto, que dedicábamos al bono alemán a 30 años, la economía se está adentrando en un escenario desconocido, cuyas consecuencias últimas somos incapaces de prever, y es por ello por lo que, en un entorno de represión financiera, pese a que los tipos de interés pueden seguir bajando aún más en todos los tramos de la curva, nos abstendríamos de invertir en bonos del Tesoro americano a 30 años.

Le recordamos que en nuestra web www.r4.com puede usted acceder, en las mejores condiciones y en tiempo real, a la gama más amplia de activos y de mercados, incluyendo futuros, opciones, CFDs, ETFs y Warrants sobre una amplísima variedad de instrumentos cotizados.

Dptos. de Contenidos y Mercados de Renta 4
Tel: 91 398 48 05 Email: clientes@renta4.es


Últimos artículos
  • 16 diciembre 2019 RENTA 4 BANCO
    Grenergy debuta hoy en el Continuo y se convierte en la única salida a Bolsa en 2019
  • 15 diciembre 2019 RENTA 4 BANCO
    Albella (CNMV) defiende que las empresas deben priorizar el beneficio al interés social
  • 13 diciembre 2019 RENTA 4 BANCO
    El consumo per cápita en España en 2018 fue catorce puntos inferior a la media de la eurozona
  • 13 diciembre 2019 RENTA 4 BANCO
    Hacienda recaudará 175 millones en la Lotería de Navidad, 13,6 millones menos por el aumento del mínimo exento